A mis queridos Leones del Caracas

No es fácil, sin duda no lo es, ni para mi como fanática ni para Uds. como jugadores del equipo estar en un momento como este: el sueño de acabó, no hay modo ni forma de que clasifiquemos, estamos eliminados. ¡Y que vainas tiene la vida! Perdimos ganando, al menos el Magallanes no se dio el gusto de ser nuestro verdugo en su casa el José Bernardo Pérez de Valencia ante unos fanáticos que cuales romanos otrora esperaban con ansias ver como la Nave Turca le clavaba la daga en el corazón a los Leones, sin embargo el orgullo caraquista se hizo presente y, repito, no le dimos el gusto, terminaron los Tigres siendo los responsables de una muerte indirecta por decirlo de alguna forma.

¿Y que cosas tiene el béisbol no? Hace 365 días éramos los Superleones del Caracas que venían de abajo y poco a poco iban superando cada uno de los obstáculos para el 29 de Enero quedar por 16º vez como los Campeones de Venezuela, y luego aquella maravillosa noche del 7 de Febrero ser los Campeones Invictos de la Serie del Caribe por segunda vez en nuestra historia. ¿Y quien lo diría? Ahora estamos en el foso sin posibilidad alguna de salir, siendo objeto de los titulares mas -no digamos crueles- tristes de esa movida prensa deportiva de nuestro país que vive cada temporada como un fanático más. En el Estadio gozan a costa de nosotros gritándonos “eeeliminados”, mientras hacemos un digno esfuerzo para que nuestro cada vez mas débil “leooo leooo leooo leoooo” se escuche.

¿Y que pasó? Esa es la pregunta que nos hacemos todos los fanáticos, es que nos cuesta entender como teniendo un equipo que con solo mencionar los nombres de los integrantes ya generaba en los rivales respeto cuando no miedo. Y que ese equipo tan sólido en el papel haya podido llegar a record como el de 11 derrotas seguidas, 0-7 en algún momento del round robin, es algo que no le cabía en la cabeza ni al mas fanático de nuestros rivales, menos a nosotros, pero “sorpresas te da la vida”, y valla que nos sorprendió. La respuesta al qué pasó seguramente la tendrán los expertos beisboleros que como arroz hay en el país, quienes luego de analizar la situación del equipo dictarán su veredicto: el pitcheo, el bateo, el manager, los infilders-outfilders, las lesiones, etc, etc, etc. Como quien esto escribe sabe de béisbol pero no tanto, esperaré a ver que dicen, y en todo caso independientemente de lo que sea lo importante es corregirlo para la siguiente campaña.

Ahora bien, si en este momento me preguntara como me siento como fanática de los Gloriosos Leones del Caracas, no sabría que responder. Sería cuando menos hipócrita decir que me siento bien con mi equipo, o mejor dicho, con los resultados que en esta temporada dio mi equipo, porque por mas que uno sienta y viva ese fanatismo, el sol no se puede tapar con un dedo: fue una mala campaña. ¿Qué en otras hemos estado peores? Eso también es cierto, sin embargo creo que uno no debe compararse por abajo sino por arriba, y para eso no hace falta sino ver el año pasado. Y quizás ese fue otro factor que ha hecho que el golpe sea mas fuerte, veníamos de una de las mejores campañas de nuestra historia como lo fue la 2005-2006, y sin duda el Caracas venía –veníamos- en esta “a defender sus títulos” –tal como tituló el diario MERIDIANO al comienzo de la temporada-, pero no se pudo.

¿Qué hacer ahora? En estos momentos cuando ya estamos eliminados, lo único que podemos hacer es terminar de morir –o tratar de morir- con las botas puestas y la frente en alto, si es que mas bajo no podíamos caer como dirán algunos. En todo caso, aunque suene a cliché y a frase prefabricada, debemos aprender de nuestros errores, agarrar fuerzas a partir de este revés, corregir lo que se sea necesario corregir, salir de quien se tenga que salir –si es que se tiene que salir de alguien, no se-, y regresar con mas fuerzas el año que viene a demostrar por qué somos el equipo que somos, por qué tenemos los títulos que tenemos y por qué somos y seremos siempre los Gloriosos Leones del Caracas.

Ya para finalizar y no hacer esto tan largo, solo me gustaría hacerle un reconocimiento a los jugadores del equipo quienes sin duda llevan la peor parte. Cuando ganan o dan jonrones son los “Héroes Nacionales”, pero cuando pasan por una mala racha son pitados y a veces de forma sumamente injusta descalificados con los peores epítetos. Por lo general la gente siempre se pone a pensar en los fanáticos, “pobrecitos los caraquistas que no pudieron llegar a la final”, “pobre sultano que es de ese equipito que está eliminado”, pero ¿quién piensa en ellos, en esos hombres que salen al terreno al dar el todo por el todo? A veces somos muy pocos los que pensamos en ellos, y si para los fanáticos es terrible perder, para los jugadores también lo es. Uno tiende a verlos como dioses, pero se equivocan y cometen errores que son cobrados bien caro por algunos fanáticos, pero ¿qué humano no comete errores?, y con esto no trato de justificar la mediocridad que se pueda presentar en casos puntuales, solo trato de llamar a la reflexión a cierto tipo de fanáticos.
.
Así que con el amargo sabor de la derrota en la boca, desde acá quiero extender mi felicitación y agradecimiento a todos y cada uno de los jugadores de los Leones del Caracas. Muchas gracias por brindarnos a los fanáticos todos esos momentos de alegría con cada victoria del equipo. Muchas gracias por las espectaculares jugadas que nos permitieron ver en esta temporada. Muchas gracias por dar el todo por el todo en los juegos, aunque no siempre los resultados fueron los óptimos. En fin muchas gracias equipo por los favores recibidos. Y no me puedo despedir sin antes hacerle un reconocimiento a ese Gran Capitán que fue HENRY BLANCO, no puedo dejar de reconocer en el a un hombre resteado por el equipo, un hombre que dio el todo por el todo, un hombre que cuando los bates del equipo no reaccionaban sacó fuerzas de donde no las tenía para volverse líder de bateo, a todo un “macho” como diría Papaito Candal, un verdadero Capitán con C mayúscula. Y ya para finalizar me gustería cerrar con un titular que sacó Marca cuando España fue eliminada del mundial: “No llores...Tenemos equipo y volveremos”. Que así sea...¡nos vemos en la 2007-2008!.

4 comments:

Inconformista said...

Excelente escrito de una fanatica honesta, lamentable no ver una final Caracas-Magallanes, en lo personal gritar maaaaaaaaagallanes en el Universitario vale más que haber clasificado, pero somos buenos ganadores, les dejamos ese partidito para la honrrilla jejeje ¿se notará que soy magallanero???

Suerte el 2007/2008 hoy les toca sentir el sabor de boca que nosotros degustamos el año pasado ;-)

Luz Clarita said...

¡Ay inconformista no te pases!...ese partido lo ganamos con todas las de la ley, ¿o me vas a decir a mi que conocida nuestra rivalidad, no se iban a dar el gustazo de eliminarnos allá en Valencia? Yo que uds me hubiera sacado la espinita del 22 de Enero del 2005, no se digo yo.

Ahora yo te digo, gritar leooo leooo leooo leooo en Aragua en la final de la Serie del Caribe cuando quedamos Campeones, eso si no tiene precio, no se si lo viviste en 1970 cuando ganaron la Serie uds...Pero es algo inigualable.

Total que si, quedamos eliminados pero con la moral en alto. En todo caso nos ganaron el partido de hoy y la serie particular de este año quedo a su favor por un juego mas, creo que es el unico record en el cual nos superan.

¿Que rico es discutir de beisbol y no de política verdad?...¡Que tiempos aquellos cuando este gran deporte no era considerado por los ideologos revolucionarios como "alienante", y era la pasión nacional y el mejor tema de discución!.

¡Saludos INCONFORMISTA!

Fran Monroy Moret said...

Bueeeeno, de alguna manera nos desquitamos y de manera mejor: tenemos el mejor record y la final abre en casa

Luz Clarita said...

Ayyy fran, estas pela´o...No se desquitaron nada, ¿o acaso tener el mejor record del equipo es un desquite contra el Caracas?...Yo creo que no, pa mi el desquite hubiera sido eliminarnos en Valencia...¡He dicho!...Saludos